Blog

220 niños de familias desfavorecidas recibirán regalos gracias a los Donantes de Ilusión de la Soledad de Alcalá del Río

Los soleanos de Alcalá del Río vuelven un año más a ser los Reyes Magos que hagan llegar la ilusión a los pequeños que más la necesitan el próximo día 5 de enero. La Diputación de Caridad de la Hermandad de la Soledad ha llevado a cabo la campaña de Donantes de Ilusión, que ha superado considerablemente las cifras del año anterior.

Así, en esta ocasión han sido 220 niños y niñas los apadrinados, 70 más que el pasado 5 de enero. En total serán 147 familias las beneficiarias de la generosidad de los Donantes de Ilusión – 55 más que en la anterior campaña–.

Esta iniciativa se lleva a cabo, como en años anteriores, en colaboración con las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl de Sevilla. La congregación facilita tantos expedientes como donantes inscritos – donde consta el número de menores que integran la unidad familiar y las edades de los mismos –. Los donantes soleanos – de forma individual, por familias o en grupo – se hacen cargo de un expediente, entregando bien juguetes nuevos apropiados para las edades de los apadrinados o aportando una donación económica con la que la Diputación de Caridad se encarga de comprar los presentes.

Entre las donaciones materiales y económicas – que han ascendido a 316 euros – la Hermandad de la Soledad ha hecho entrega este sábado de 223 juguetes a las Hijas de la Caridad, envueltos y clasificados para facilitar la entrega a los pequeños el día de Reyes. La congregación será la encargada de ejercer de Reyes Magos, para entregar los presentes a las familias desfavorecidas.

Este año han sido 132 los donantes – incluyendo familias y grupos la Juventud Cofrade, Colonias, Niños del Costal y los grupos organizadores de las estrellas en la Santa Misión –. Cifra que también supone un incremento respecto a la campaña de 2020 / 2021, cuando fueron 100 los Donantes de Ilusión.

Este proyecto se sustenta, por tanto, en la generosidad de los soleanos, quienes de forma voluntaria y anónima colaboran para que la ilusión y la felicidad llegue a todos los niños por quinto año consecutivo. Igualmente, el trabajo y la dedicación de las voluntarias de la Diputación de Caridad han sido imprescindibles para que un año más no queden niños sin regalos en una fecha tan especial.

La campaña de Donantes de Ilusión vuelve a poner de relieve la solidaridad de los soleanos de Alcalá del Río, quienes a través de la Diputación de Caridad canalizan una gran labor asistencial. Además de este proyecto, cada año se entregan más de 5 toneladas de alimentos no perecederos a Cáritas Parroquial de Alcalá del Río, aportados mes a mes por los Donantes de Alimentos, casi 3 toneladas de ropa en buen estado de uso, debidamente clasificada y organizada, desde el Ropero Solidario, y múltiples ayudas de emergencia, así como la colaboración con distintas iniciativas benéficas y el apadrinamiento de niños en Santa Cruz del Quiché (Guatemala). En esta localidad, y a través de las hermanas Bethlemitas, la Hermandad lleva a cabo una importante obra social, donde se ha construido un colegio, un dispensario médico y un oratorio – presidido por un retablo cerámico de nuestros titulares –.

En este año 2021, y como obra social por el XXV Aniversario de la Coronación Canónica de Nuestra Señora de los Dolores en su Soledad, la Hermandad ha sufragado el pago del profesorado del centro educativo de la obra social de Santa Cruz del Quiché. También como parte de la labor asistencial del aniversario, se ha sufragado el mobiliario y el equipamiento para las salas de fisioterapia, logopedia y apoyo pedagógico del nuevo Centro TAS de Alcalá del Río.