Blog

Los Estudiantes encarga a Santa Barbara el faldón trasero del paso del Crucificado

La hermandad de Los Estudiantes ha encargado al taller de bordados de Santa Bárbara la ejecución del faldón trasero del paso del Cristo de la Buena Muerte, una pieza bordada en oro y enmarcada dentro del proyecto de nuevas andas del crucificado.

Tras la ejecución del faldón delantero, presentado en público en la exposición celebrada en el Ayuntamiento en febrero de 2020, la hermandad ha decidido dar continuidad a este proyecto en un momento de especial dificultad para los talleres artesanales.

Realizado en tejido de terciopelo en color morado, el dibujo original del faldón está inspirado en un paño frontal de altar del Monasterio de Guadalupe (Cáceres) que el príncipe heredero Felipe II, hijo de Carlos V e Isabel de Portugal, regaló al cenobio en su visita de 1547, cuando tenía 20 años. Adopta las características del estilo renacentista plateresco, a semejanza de la obra en la que se basa la pieza.

El faldón consta de una cenefa horizontal y dos verticales flanqueadas por dos broches de faldón a cada lado. Cada una de dichas cenefas están contorneadas por un galón bordado en técnica y hojuela, muestra armada y bordados de flores conformadas por escamados de lentejuelas. En las dos cenefas verticales destacan sendas cartelas rematadas con coronas, en las que se muestran simbologías pasionistas. También aparecen figuras mitológicas de grifos, con la cabeza y alas de un águila y cuerpo de león.

La corporación ha informado de que la conclusión de los trabajos y la entrega del faldón trasero están previstos «para finales del presente año». La firma del contrato ha tenido lugar esta semana en las dependencias de nuestra casa de hermandad.