Blog

Charo Padilla: »Su mijita de presión hay, el principal estreno soy yo, pero no deja de ser algo anecdótico»

La Sección de Penitencia del Consejo General de Hermandades y Cofradías de la Ciudad de Sevilla designó recientemente a la periodista Charo Padilla como Pregonera de la próximo Semana Santa.

Así, la periodista sevillana será la encargada de pronunciar el Pregón de la Semana Santa de Sevilla, que tendrá lugar el domingo 7 de abril de 2019 en el Teatro de la Maestranza.

La semana pasada pasó por nuestro programa de radio en Onda Capital para contarnos como está viviendo los primeros días tras su elección.

¿Es lo mismo comunicar la Semana Santa que pregonarla?

Lo que yo quiero hacer es lo mismo que hago en Semana Santa, pregonar es lo mismo que hago yo un Domingo de Ramos o un Martes Santo, plasmar las vivencias, emociones y sentimientos, todo lo que yo he sentido y he vivido, pero en el escenario del Teatro de la Maestranza.

Cuéntanos qué te ha llevado a dar el sí, porque debe haber algún motivo intrínseco en especial tras la decisión.

Han sido dos años de meditación, pero ha habido personas importantes y de peso que me preguntaban por qué no. Nunca me lo había planteado, en mi vida he dado un pregón. Sí he transmitido Semana Santa muchos años, y el conocimiento lo tengo, muchas cosas que contar. Las columnas que escribo para el Diario de Sevilla en Cuaresma me obligaron a hacer un ejercicio de memoria, y me di cuenta que había mucho que contar y en mis recuerdos tenía muchas cosas emocionantes y vivencias que se podrían plasmar en un pregón. Eso me tranquilizó y me hizo pensar que podría hacerlo. Luego, el anterior pregonero, me dijo una vez que en la vida hay veces que te ocurren cosas que no estaban planteadas pero que las tienes que hacer. El Consejo me dio esta segunda oportunidad, y aquí estoy, donde en mi vida me imaginaba que iba a estar.

-¿La palabra permite ir más allá de la Semana Santa? ¿O se intenta pero no se puede?

La Semana Santa es la que es, la que se ve, pero cada uno la vemos con los ojos que la vemos. La semana Santa es particular, es distinta. No es lo mismo, cada año pasan cosas, nuestros ojos son distintos. La visión es distinta. A lo mejor el Domingo de Ramos que viene eres madre, y ya tienes un prisma totalmente distinto y tienes muchas maneras de sentirla. Lo mismo un año te emocionas en una salida y al otro año en otra, cada uno la vive de una manera diferente.

-¿Sientes una presión especial dada la circunstancia que todos conocemos y que por supuesto no debería ser algo tan reseñable?

Su mijita de presión hay, no te voy a engañar. Pero es anecdótico, que el principal estreno soy yo, es inevitable que se cree esa curiosidad, la tengo que asumir y la llevo sobre mis hombros. Todos los pregoneros se ponen nerviosos, es una presión, una gran responsabilidad. Mejor no pensar en eso.

-¿Te gustaría que estuvieran a tu lado, en las primeras filas del pregón, vecinos del Cerro, del Polígono… que durante todas tus retransmisiones te han acompañado?

Me encantaría. Del tiro de línea, del Polígono, de los barrios… Esa Semana Santa tan auténtica que tanto me gusta. El escenario es el que es, pero ojalá estuvieran allí.

-¿Ha comenzado ya? ¿Cuándo tiene previsto comenzar?

Cuando pasen estas semanas de atención a los medios, me enclaustraré. Lo escribiré en mi casa, tranquilamente, sin ruidos, en el patio donde estoy ahora mismo. A los niños los mandaré a la calle y al marido también (risas).

-¿Qué gustaría Charo Padilla que se recordara de su pregón?

Me gustaría que se recordara que ha sido la Charo Padilla que yo conozco de hace 30 años, la de siempre, la que ha llegado a hospitales y a rincones. La Padilla del Canal Sur.